WERTHER I

/
0 Comments
4 DE MAYO DE 1771


¡CUÁNTO me alegro de mi viaje! ¡Ay, amigo mío, lo es el corazón del hombre! ¡Alejarme de ti, a quien tanto quiero; dejarte, siendo inseparable, y sentirme dichoso! Sé que me lo perdonas. ¿No parece que el destino me había puesto en contacto con los demás amigos, con el exclusivo fin de atormentarme? ¡Pobre Leonor! Y, sin embargo, no es culpa mía, ¿Podía yo evitar que se desarrollase una pasión en su desdichado espíritu, mientras me embelesaba con las gracias hechiceras de su hermana? Así y todo, ¿no tengo nada que echarme en cara? ¿No he nutrido esa pasión? Más aún: ¿no me he divertido frecuentemente con la sencillez e inocencia de su lenguaje, que muchas veces nos hacía reír, aunque nada tenía de risible? ¿No he?.. ¡Oh! ¿Qué es el hombre, y por qué se atreve a quejarse? Quiero corregirme, amigo mío; quiero corregirme, y te doy palabra de hacerlo; quiero no volver a preocuparme con los dolores pasajeros que la suerte nos ofrece sin cesar; quiero vivir de lo presente, y que lo pasado sea para mí pasado por completo. Confieso que tienes razón cuando dices que aquí abajo habría menos amarguras si los hombres (Dios sabrá por qué los ha hecho como son) no se dedicasen con tanto ahínco a recordar dolores antiguos, en vez de soportar con entereza los presentes.

COMENTARIO TEMÁTICO

En este fragmento Werther le hace ver a su amigo la ilusión y el júbilo que le causa acometer su viaje, y simultáneamente se dedica a reflexionar acerca de su antigua relación, en la que el mismo no correspondía a la otra parte y se siente que ha actuado indebidamente. 
Con lo que podemos determinar el tema del texto como el desosiego o los sentimientos de Werther ante su nueva aventura al marcharse de aquella ciudad. Pues de una forma u otra tiene ganas de vivir la vida y marcharse de allí peor por por otra se siente mal al saber que el no puede corresponder su amor.

Tanto en este fragmento como a lo largo de la obra, el amor cobrará una importancia vital. El modo de ver o tratar el amor cambia totalmente en el romanticismo y es totalmente opuesta a el movimiento anterior, pues los sentimientos predominan con respecto a la razón, por lo tanto se considera que algunos hombres tienen una capacidad peculiar para amar de manera innata; es decir como una naturaleza ardiente estimada superior. Cabe recalcar también, que Werther tiene una idea de amor o digamos que evoluciona, me explico, al principio Werther como podemos observar en esta carta sufre por amor pero no exageradamente y además se olvida bastante rápido y se deshace de estos sentimientos con bastante facilidad, es por ello que ahora entiende otra forma de ver el amor, en la que no quiere volver a preocuparse por dolores pasajeros, he aquí el fragmento que lo pone en manifiesto: ''Quiero corregirme, amigo mío; quiero corregirme, y te doy palabra de hacerlo; quiero no volver a preocuparme con los dolores pasajeros que la suerte nos ofrece sin cesar; quiero vivir de lo presente, y que lo pasado sea para mí pasado por completo'' aquí nos da a intuir que pronto conoceremos un nuevo Werther.

Otro de los temas vigentes es el Mal de Siglo, ya que Werther(el hombre romántico) en esta carta nos muestra que quiere abandonar la ciudad y por supuesto, no solo nos ha dado a conocer que padece por este amor, sino que es un alma solitaria inconforme con la sociedad en que se sume y el cual desea abandonar dicho lugar y prefiere vivir apartado de la multitud, donde solo la naturaleza sea el que lo inspire, evidenciándose su ansia e interés del anterior acto.

Llegando a la localización del fragmento, podemos decir que nos ubicamos ante la primera carta de toda la obra de Werther, y por tanto donde se da pie al comience de la misma, con fecha incluida: 4 de mayo de 1771 y acabando y 6 de diciembre de 1772. Werther es divido en tres partes: el Libro Primero, e Libro Segundo y el Editor al Lector, con lo que lógicamente enmarcamos esta carta en el Libro Primero. 

Antes de comenzar con las características formales es de importancia mencionar que esta obra pertenece a un género epistolar, y todo el libro está basado en cartas dirigidas a su amigo Guillermo, con la finalidad de ir contarle todo lo que sucede a lo largo de su estancia.

El narrador es en primera persona (autobiográfico) el cual narra la historia desde su punto de vista, aunque a lo largo de la obra hay momentos en los que se produce un cambio a narrador en tercera persona, es decir la aparición de: la figura del narradoreditor. Este último es aquel que no sabe todo, no obstante conoce los detalles y es una figura relevante, ya que nos narra desde una perspectiva más amplia como es realmente Werther, con lo que nos podemos hacer una idea un tanto más objetiva de Werther. No obstante en este fragmento es Werther el propio narrador y protagonista.  

El tiempo narrativo en el que nos encontramos es lineal es decir que se desarrolla progresivamente , sin ningún tipo de alteración cronológica cosa que hace capturar la atención del lector, como es lo mas lógico en una novela epistolar. Bien que, puede llegar a ser discontinuo a lo largo de la obra, ya que entre carta y carta no transcurre el mismo tiempo. 

El espacio del fragmento es un lugar abierto, aunque no existe: Walheim. Con el, busca la idealización, propio de los hombres románticos un lugar sumido en la soledad, donde silencio es absoluto alejado de la sociedad, pero que es completamente irreal. 

Con respecto a los personajes, el único que puedo mencionar hasta el momento es Werther, el protagonista de toda esta obra, el cual a simple vista podría parecernos un lunático, irreflexivo, imprudente. También otro personaje pero que no cobra importancia ni en este fragmento ni lo cobrará a lo largo de la obra es Leonor, la cual es la joven enamorado de Werther. Y por último y para finalizar con los personajes podemos mencionar al receptor de la cartas: Guillermo.

Así pues terminando con el comentario técnico de la obra, podemos hacer hincapié en como Werther consigue a través de recursos tales como las exclamaciones(que son bastante abundantes en esta obra), preguntas retóricas, interjecciones y exageraciones mostradas en multitud de ocasiones en este fragmento, realzar y mostrar todos sus ideales romanticistas como hombre romántico que es. Aquí os dejo algunos ejemplos: 

Exclamaciones¡CUÁNTO me alegro de mi viaje! ¡Ay, amigo mío, lo es el corazón del hombre! ¡Alejarme de ti, a quien tanto quiero; dejarte, siendo inseparable, y sentirme dichoso! Aquí muestra su alegría por el viaje que esta emprendiendo.

Reticencias: ¿NO HE?...

Preguntas retóricas: ¿no me he divertido frecuentemente con la sencillez e inocencia de su lenguaje, que muchas veces nos hacía reír, aunque nada tenía de risible? ¿No he?.. ¡Oh! ¿Qué es el hombre, y por qué se atreve a quejarse?

Anáfora: Quiero corregirme, amigo mío; quiero corregirme


You may also like

No hay comentarios: